La «kale borroka» sin víctimas, más castigada que homicidios y violaciones

No es «natural» ser condenado a trece años de prisión por las acusaciones que pesaban sobre Arkaitz Bellon y menos aún el cumplimiento a pulso, y en primer grado, de cada uno de esos años. No lo es si atendemos a las sentencias que casi a diario se van conociendo.

Por ejemplo, la quema de contenedores en cualquier lugar del Estado se castiga habitualmente con penas de prisión de meses, inferiores a dos años, por las que el acusado no ingresa en prisión. Así ocurre también en Errenteria, siempre que el incendio sea un acto que no tenga vinculación política. Hagan la prueba con cualquier buscador de internet. Encontrarán incluso que dar fuego a la habitación de un excompañero, con todos los daños que se producen cuando las llamas pasan del colchón a los muebles, se soluciona con dieciocho meses de cárcel.

Pero hay más: matar y descuartizar a su novia, le costó a R.J.M, doce años y medio de prisión, menos que la condena de Arkaitz Bellon. B.E.T. fue condenado a nueve años de cárcel por violar e intentar estrangular a la novia de un amigo con la colaboración de este, a quien condenaron a seis años de cárcel.

No es «natural» sino fruto de una política vengativa que, frente a estos ejemplos, actos de kale borroka tengan condenas tan amplias con el alejamiento incluido, ni que la militancia política en organismos de la izquierda abertzale o dirigir un periódico como «Egin» estén más penados que matar o violar.


Related Articles

Un electo abertzale, en la delegación que acudirá al debate sobre descentralización en París

El presidente de la mancomunidad de Baigorri-Garazi, Jean-Michel Galant, formará parte de la delegación vasca que acudirá al debate general

El silencio tomará esta tarde la plaza Arizgoiti de Basauri

CARGA MORTAL EN BILBO Familiares y amigos de Iñigo Cabacas se concentrarán esta tarde en Basauri en recuerdo del aficionado

A chance for democratic Solutions: Credibility, our first battle

Arnaldo Otegi 8719600510 The pro-independence and socialist Basques have constructed a new political scenario in our country. Despite the sterile

No comments

Write a comment
No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Write a Comment